Sueño Infantil

Hacer o no Sleep Training, ¡he ahí el dilema! Parte 2

Esto es la segunda parte donde exploramos las aristas de los métodos de adiestrameinto del sueño o sleep training. Si has llegado hasta aquí, te invito a que leas la primera parte para que todo lo que viene tenga sentido 🙂

Leer: Hacer o no Sleep Training, ¡he ahí el dilema! Parte 2

Luego de ver la perspectiva de los padres con este método (y como tener una versión sesgada de lo que “es normal” y “el deber ser” en el sueño infantil puede causar tanta frustración), les quiero contar qué sucede desde la visión del niño cuando se hacen adiestrameintos que incluyen el llanto, aunque sea controlado.

Perspectiva del bebé/niño

Debemos partir del hecho que los bebés son 100% dependientes de nosotros. Y no sólo eso, ellos lo saben. Son tan inteligentes, que saben perfectamente que, sin la presencia de un adulto cuidador, simplemente no pueden sobrevivir. ¿Por qué creen que los bebés se ponen tan histéricos cuando te alejas medio metro o cuando sales de la habitación? Porque, incluso desde su primitivo desarrollo, saben que “a falta de mi cuidador, estoy completamente desprotegid@”.

El contacto en la primera infancia no es un hábito, no es una “mala costumbre” que se instaura, es una necesidad biológica. Ese contacto es el que luego le dará la seguridad al niño de explorar y desarrollarse. Entonces, ya de entrada, pretender que un bebé con la necesidad biológica de contacto esté tantas horas el mismo, es poco real.

Cuando dejamos al bebé sólo, para él da igual si está en una cuna segura o en medio de la selva al acecho de depredadores. Simplemente se siente desprotegido y por eso llora. Y no es que tiene sensación de inseguridad y ya, es que genuinamente, piensa que se puede morir. Por otro lado, ellos no tienen la mas mínima noción del tiempo. Que te alejes por un minuto o por una hora, le genera de igual forma, altísimos niveles de estrés.

Si bien el enfoque conductista sobre el llanto es que se considera una “conducta inadecuada” y que para eliminarla, debemos ignorarla (en eso se basa el sleep training). La realidad es que el llanto es un forma de comunicación. Al ignorarlo, si, estamos modificando la “conducta” pero a cuesta de dar el mensaje al niño de que no merece ser escuchado (o por lo menos no en las noches o cuando no nos convenga a los adultos).

— Video ¿Porqué mi bebé no duerme toda la noche? Para verlo, haz click aquí —

 

Lo que sucede cuando “aprendió a dormir”

Luego del ciclo típico de entrar y salir por minutos, llega un punto en que el niño se calma y se duerme. ¿Que sucedió ahí exactamente? Parafraseando a la psicología infantil y especialista en psicología de bebés Rosa Jové:

Ante la situación de estrés que implica la ausencia de los padres, se liberan hormonas como la adrenalina y el cortisol (y estas tienen un impacto en desarrollo de las emociones y el lenguaje). El cuerpo es capaz de tolerar un máximo de estas hormonas por un tiempo determinado, así que antes de llegar al punto de saturación hormonal, el cerebro segrega hormonas que bajen el estrés (endorfinas, serotonina, opiáceos) y es lo que se llama “colapso de la amígdala”. De hecho la interacción de ambas hormonas a la vez, puede llevar a que el bebé vomite, cosa que se ha visto que sucede con algunos métodos de adiestramiento del sueño. En conclusión, el niño se duerme por el “chute” de tranquilizantes que produce su cerebro ante el miedo y la ansiedad. Es como un shock neuroemocional. 

Y, ¿después que pasa?

Luego de varios días (o semanas) de entrenamiento, en algunos casos, si podemos ver que los bebés dejan de despertarse entiendo que “han aprendido el arte de dormir”. Lamento ser portadora de malas noticias 😅, pero realmente, no ha aprendido a dormir.

Aquí les comparto una cita textual de la misma autora:

El niño aprende que nadie le va a hacer caso, que sus necesidades no merecen ser atendidas y por eso dejan de llorar, pero no porque no necesiten a sus padres. El hecho de colapsar repetidamente la amígdala puede provocar niveles anormales de serotonina y esto se relaciona con depresión, violencia, baja autoestima, ansiedad, síndrome de estrés postraumático. Además los niveles altos y mantenidos de cortisol pueden ser tóxicos para el cerebro llegando incluso a provocar pérdida neuronal.

Por otra parte estos niños aprenden a dormirse con un chute de opiáceos y serotonina y seguirán necesitando esta dosis par dormir. Suelen ser niños que necesitan estresarse para provocar el subidon de adrenalina y el posterior subidon de serotonina y opiáceos. Asocian dormir con estrés mientras que un niño acunado, atendido, asocia dormir con relax y a la larga sabrá dormir solo.

Rosa Jové “Dormir sin lagrimas”.

 

No podemos dejar de lado la parte nutricional…

No me extenderé mucho con esto, sino me remito a el mayor ente de referencia en salud del mundo: la OMS. Esta organización explica de forma clara que la alimentación del bebé hasta los 12 meses debe ser a demanda ya que la leche (sea materna o artificial) es su alimento principal hasta esta edad. Quitar o espaciar tomas a nuestra discreción sí puede tener un impacto real en el crecimiento y desarrollo físico del bebé (además que la evidencia demuestra que no tiene un impacto real en el sueño infantil).

Pero, todo el mundo me dice que haga Sleep Training (incluso el pediatra)

Siempre habrán personas que te digan lo que tienes que hacer con tu crianza. Algunos se basarán en información confiable para aconsejarte, otros lo harán basándose en cuentos de pasillo o su experiencia. Todos lo harán con buena intención. Pero nuestro rol de padres nos obliga, inevitablemente, a generar un criterio. Hay mucha evidencia de un lado y del otro, pero además… está tu instinto ¿cómo te sientes con el entrenamiento del sueño?. Usualmente cuando la pasas mal con una decisión, es una señal de que, tal vez, no sea la decisión correcta.

En cuanto a los profesionales de salud, si me parece lamentable hacer esa “recomendación” sin darle todos los matices a los padres para que tomen su decisión con consciencia. Usar su posición de médico para decirte que dejes llorar a tu bebé, no sólo es incorrecto, sino también un abuso a su posición y algo carente de ética por completo.

¿No existe un punto intermedio?

Digamos que sí. Si no quieres que tu bebé esté en tu habitación, puede perfectamente dormir en su cuna. Sólo debes asegurarte de atenderlo cada vez que te necesite. Esa tarea (de atender a tu bebé en otra habitación) puede ser titánica, pero si están dispuestos a hacerlo y son felices, pues ¡haganlo!

No hay ninguna “regla” en cuanto a las maneras de dormirse. Cada familia es totalmente libre de hacer los arreglos y ajustes que le parezcan.

Si me preguntan, ¿existe algun método de adiestramiento que no inlcuya llanto? Yo hasta ahora, no lo he encontrado (si alguna lo conoce estoy 100% abierta a explorarlo). Aunque, incluso si me dicen que el bebé no llora nada, seguiría teniendo mis dudas por las siguientes razones:

  1. Estoy en desacuerdo con atribuirle a los padres la responsabilidad de que su hijo duerma una cantidad x de horas. Me parece muchísima presión de manera innecesaria
  2. Antes del año, el bebé tiene necesidades nutricionales que implican ofrecer pecho o leche artificial en las noches. Esas tomas no deberían eliminarse hasta los 12 meses.

Lo que si podemos hacer: tener una rutina de sueño que el bebé asocie a la hora de dormir, ayuda. Generar un espacio tranquilo con pocas luces para ir entrando al modo descanso también.

Y, ¿si mi bebé duerme tranquilo en su cuna y no se despierta?

En ese caso ¡te mando un abrazo virtual y te felicito por esa suerte que tienes! Es algo poco común, pero mientras sea el niño quien ponga la pauta, ¡genial! Son una familia dichosa. Sólo te recomendaría que no lo digas mucho para que no surja envidia entre otros padres 🤣🤣

En conclusión

Hacer o no adiestramiento del sueño es un verdadero dilema. Tienes toda una sociedad que piensa y asume cosas del sueño infantil que no son reales y por lo tanto esas expectativas te obligan a buscar “una solución”. Te entiendo porque yo lo viví.

Parte de ser padres y tomar decisiones con conciencia es entender los pros y contras, consecuencias y beneficios de cada cosa que hagamos (y el sleep training sí que tiene lo suyo).

Sé lo que es estar desesperada.  Sé lo que es llorar del sueño y del cansancio, entiendo tu frustración y el sentir que la maternidad te pesa. Unirte con otras madres que estén pasando por lo mismo, representa un gran apoyo. Rodéate de gente que esté alineada con tu forma de pensar y filtra los comentarios de la gente que, te inclinan a hacer algo que no quieres.

Desde aquí te apoyo, te aliento y te doy fuerzas y paciencia para que puedas seguir ejerciendo tu importante papel. Ajusta tus expectativas, haz arreglos que te permitan descansar mejor y tómate un día a la vez. Todo pasa (y pasa volando)

Espero que esta información te haya dado una guía o por lo menos te impulse a buscar más.

Te deseo suerte y te mando un gran abrazo,

Mama Nicole

 

Fuentes:

Conductismo: historia, conceptos, autores principales. psicologiaymente.net

Dormir sin Lágrimas. Rosa Jové

Co-sleeping versus sleep training: publications with advice for parents. 2017. Rev. Fac. Med. Vol. 65 No. 2: 203-10 203